Batman vs Predator

Batman es uno de los mejores y más famosos personajes de la cultura popular mundial (tal vez el mejor, sin dudas lo es para varios). Predator es una película de 1987 que fue un gran éxito y llevó a varias secuelas que siempre recaudaron bastante bien (2 por ahora sin contar AvP, con una 3era que sale en 2018).

Predator debuta en cine antes que Batman y si bien no tiene décadas de comics encima como éste, Dark Horse no tarda mucho en ponerse a publicar historias (al igual que hace con Alien y con el crossover Alien vs Predator, que en este caso si fue primero un comic).

No sorprende entonces que el primer crossover de Predator afuera de Dark Horse sea con Batman, lo cual ya de por sí tiene sentido si los Yautja (los Predators) buscan cazar los mejores oponentes.

[1991-1992] Batman vs Predator

Guión: Dave Gibbons – Arte: Andy Kubert (con tintas de Adam Kubert) / Miniserie de 3 números

Dave Gibbons, en uno de sus primeros trabajos como escritor, entrega una historia bastante formulaica pero que a su vez resulta apropiada para Predator, que en ninguna de sus entregas tuvo un plot demasiado complejo o profundo.

Gibbons camina un poco la línea entre homenajear y hacer referencias a las películas de Predator (particularmente la 2, que había salido hacía poco y comparte la ubicación en ciudad) y simplemente copiar escenas, con algunas de las primeras víctimas, cuando grita salvajemente arriba de un edificio, cuando se cae por el costado de un edificio y más.

El final también tal vez es un poco demasiado reminiscente al de Predator 2, con la diferencia de que Batman recibe de regalo una espada estilo pirata pero dentada, con la que primero se suicida el Predator que pierde con él.

Antes también está la clásica escena del Predator activando su bomba de antebrazo cuando se ve vencido, sólo que en este caso por algún motivo el explosivo es menos poderoso (porque Gibbons lo necesitaba así en el plot) y solamente se lastima un poco el brazo mientras que convenientemente rompe la jaula de barras de titanio en la que lo había atrapado Bat.

Siendo que Batman no mata suponía que iba a terminar así el Predator, explotando como lo hace en la 1 y 2, pero Gibbons prefiere usar el explosivo para ese escape y dejar la inconsistencia de que siempre se mostró que era mucho más fuerte y por eso tiene que hacer la escena posterior en la que se suicida con la espada pirata, lo cual no termina funcionando tan bien.

Un poco exagerado Alfred

Hay un par de escenas buenas en el medio, como Batman pasando de estar vendado literalmente de pies a cabeza a armarse su armadura Anti-Predator 90s.

La escena en la que peleando con Predator se le cae encima su moneda gigante de 1 centavo.

Tal vez no era la mejor idea la de la moneda gigante

Batman pegándole al Predator con un bate y diciéndole que era Batman.

Predator sorprendiéndose al encontrar trofeos de caza en la mansión Wayne (eran del abuelo).

Predator habla un poco más de lo normal (a través de sus grabaciones de audio) y ya cuando Gibbons lo usa tanto se siente un poco raro, pero los Yautja tienen personalidad propia por lo que es creíble que simplemente este sea uno más expresivo.

La historia en sí es muy directa, Predator llega a Gotham y primero mata al campeón peso pesado de boxeo que gana la noche que llega a la ciudad, después al otro boxeador, a los dos mafiosos más importantes de Gotham del momento, al alcalde, etc. Mata un par más para rellenar y después intenta matar a Jim Gordon, siguiendo la lógica de que intenta bajar a los más importantes de la ciudad. A Batman lo persigue directamente al final después de que sobreviva su primer encuentro.

Sacando a Batman y tal vez Gordon y los boxeadores, las demás víctimas no tienen demasiado sentido para un Predator, que normalmente busca los enfrentamientos más desafiantes.

No muy desafiante. no

Un par de mafiosos con algunos hombres armados a su cargo no lo parecen tanto en una ciudad como Gotham, menos todavía el alcalde en sí o un empresario millonario corrupto. Gibbons intenta su justificación y va subiendo la cuenta de muertes así, pero tal vez podría haber usado otros personajes y enfrentamientos previos a Bat más interesantes para darle más chapa al Predator.

Es claro que Gibbons no quiere usar ningún elemento superheroico de Batman y su elenco de aliados y villanos aparte del titular Bat. Sí aparecen sus aliados de civil como Jim Gordon o Alfred (que inclusive lo salva hacia el final con un balazo de rifle antiguo al pecho del Predator), pero afuera de eso son solamente mafiosos, policías y Batman versus el Predator, lo cual más allá de alguna víctima, está bueno para su primer encuentro, y que se concentre en los dos personajes titulares.

Batman vs Predator no es una gran obra de arte moderno pero tiene momentos entretenidos y se identifica lo suficiente de ambos personajes como para que ninguno se sienta fuera de lugar y sea claramente una historia de ambos. Tiene muy buen arte de los hermanos Kubert también, y en conjunto, vale la pena comprar para cualquiera que le gusten un poco ambas franquicias.

Rating: ★★½☆☆

 

[1994] Batman vs Predator II

Guión: Doug Moench – Arte: Paul Gulacy (con tintas de Terry Austin) / Miniserie de 4 números

Uno de los escritores esenciales de Batman de los 90s, Doug Moench se encarga del 2do Bat Vs Predator y rápido le suma a Huntress al Team Bats, lo cual ya queda claro de la portada (lo que no queda tan claro es si Batman esta tratando de protegerla agarrándole una nalga o si solamente aprovechó).

De la misma manera que en la 1era miniserie me parece lo mejor concentrarse solamente en Batman y Predator, para la 2da entrega sumar a alguien más del Universo Batman me parecía lo lógico. Lo primero que pensé fue en algún villano o dos para que el Predator cace, pero me imaginaba más a Robin si era del lado de Batman. Puede que Moench haya pensado que la primera entrega de Gibbons no tenía suficiente culo, en ese caso pasa a tener bastante sentido esta Huntress de Gulacy.

I like big butts and I cannot lie

No tengo nada en contra de Huntress en sí, aunque el personaje nunca me llamó demasiado la atención, tuvo sus momentos en más de una versión de la JLA y seguramente también en Birds of Prey y otros comics que no leí, pero no estoy seguro de que haya sido la mejor elección. El traje que usa sin dudas de que no es la mejor elección versus un Predator, pero bueno a los bichos les gusta el calor, y es cierto que era verano en Gotham.

El problema entonces está en que Moench no la usa muy bien, por un lado porque la dinámica con Batman de “trabajo mejor solo, no te quiero como aliada” está bastante gastada, más allá de que sea congruente con el personaje, todo lector de comics conoce las reglas de los team ups y sabe que Huntress va a seguir apareciendo hasta el final, por lo que es sólo relleno tedioso. Pero por otro lado porque Moench no trata muy bien a Huntress en sí con escenas como en la que medio atontada se cae de culo de una soga y después se desmaya.  Aunque después aporte su valor peleando con Batman, no recuerdo muchos héroes masculinos desmayándose de un golpe de culo y más allá de que joda, sumado a lo anterior parece en serio que la elección es más que nada para aportarle imágenes al público masculino.

Moench intenta otras cosas distintas, hace referencia al 1er crossover pero no sólo desde Batman reconociendo rápido a que tipo de asesino se enfrentaba, sino desde el mismo Predator, que tiene grabaciones de la derrota y suicidio del primer Predator y también una estatua de Batman a la que decapita. Todo esto se puede interpretar como que este Predator tenía alguna conexión con el primero y lo busca a Batman con una bronca agregada, aunque puede que solamente lo busque para ganarle como oponente digno y todo el tema de decapitar la estatua sea parte de su ritual pre-pelea o su estilo.

Lo que mejor funciona de la miniserie es la caracterización de Moench de este Yautja como un poco más bestial y visceral que el anterior al que se enfrentó Batman, matando incluso a otros Predator que lo vienen a cazar a él, probablemente por haber roto alguna regla o código de honor al ir a buscar al Bat.

El mismo Batman lo nota al enfrentarlo y bastante rápido necesita la ayuda de Huntress, aunque se recupera y usa su propia cabeza para pegarle al Predator (o la cabeza de su estatua al menos).

Hay algunas otras escenas que funcionan, como cuando el Predator se roba la Bati-señal para atraer a Batman a una trampa,

cuando levanta victorioso la cabeza de otro Predator,

o la Bat-Bike versión 90s, pero no mucho más.

El número extra con respecto al anterior casi que le juega un poco en contra, y la miniserie resulta un poco cargada al pedo con relleno como los 7 asesinos locos que contrata el mafioso genérico Terraro para matar a Batman y de paso servir como víctimas para el Predator. Puede que con lo de los talentos distintos para cada asesino (explosivos, artes marciales, cuchillos, etc) busque alguna suerte de homenaje a la 1era película, pero no funciona demasiado más allá de aportar algunos elementos de estilo Predator en algunas muertes.

Obvio que Huntress es la que vence a la única asesina mujer

El final no es muy digno de mención tampoco, es otro de los casos que Moench intenta algo un poco distinto al subir a Huntress y Batman a una nave Yautja que se pone en movimiento, pero terminan escapando y cayendo al río antes de que se les pueda complicar mucho el asunto, y termina siendo más una excusa conveniente para que los Predator que venían a buscar al renegado terminen de limpiar todo el asunto con una explosión que los baja a todos.

Definitivamente un escalón más abajo que el 1er crossover, me parece una miniserie bastante salteable para cualquiera menos los fanáticos más completistas de cualquiera de los dos personajes titulares.

Rating: ★½☆☆☆

 

[1997-1998] Batman vs Predator III

Guión: Chuck Dixon – Arte: Rodolfo Damaggio (tintas de Robert Campanella)  / Miniserie de 4 números

Chuck Dixon, otro de los escritores esenciales de Batman de los 90s, es quien se encarga del tercer crossover (faltó el de Alan Grant nomás). Elige seguir con la premisa de agregar más personajes del reparto de Batman y elige un poco mejor que Moench, metiendo inclusive un villano.

Sigue siendo una oportunidad medio perdida la de hacer que un Predator cace a más de un villano de Batman y ver esa interacción, Dixon mete a Mr. Freeze e intenta ser ingenioso al hacer que sobreviva y se escape gracias a su enfermedad que le da una temperatura corporal bajísima, pero hubiera sido interesante ver a un par de villanos más.

Catwoman no cuenta al aparecer solamente un par de cuadros para que la dibuje Damaggio y mostrar que es bastante inteligente al decidir mejor volverse a su casa a mirar una película antes que meterse entre Batman y Predators.

Por el lado de Batman suma más que nada a Robin – Tim Drake (Oracle aparece muy al pasar), lo cual no sorprende por su cercanía con el personaje, pero igual es una elección que pega mejor que la Huntress de Moench, aunque Batman tiene en común que se porta como un boludo con ambos compañeros.

Dixon sigue la misma línea también al incluir más de un Predator, con la diferencia de que en este caso es la primera vez que son dos cazando juntos. Hacia el final revela que eran Padre e hijo cazando juntos en una suerte de rito de iniciación del más chico, y que habían elegido a Batman y Robin haciendo un paralelismo directo al pensar que también eran padre e hijo y un par similar de dignos oponentes.

No me parece una mala elección de Dixon, tiene sentido también como algo que haría comúnmente algún clan de Yautja para iniciar a sus jóvenes mientras los adultos también matan algo, pero la escena que la trata como la gran revelación tal vez es un poco mucho.

Este Batman muestra en otras escenas que ya aprendió lo suyo de los anteriores encuentros con los Predators y no tiene ningún problema en subir el nivel de volumen de fuego, mandándose directamente con un helicóptero de guerra experimental primero:

y con el regreso de la BatArmor vs Predators de los Kubert después, aunque Damaggio lo cruza con una inspiración más cercana a RoboCop:

RoboBatmaan

Y eso que Alfred te dijo que vayas antes de ponerte la armadura

En Batman vs Predator III Dixon aprovecha mejor los 4 números y entrega una miniserie menos cargada que la de Moench, que se lee mejor y entretiene más, pero tampoco termina siendo muy memorable. Damaggio cumple con el arte pero no deslumbra tampoco, y el conjunto no pasa de ser zafable.

Uhhhhh

Rating: ★★☆☆☆

.

Queda claro desde los ratings ya que la 1era me parece la mejor de las 3 miniseries dedicadas al crossover, aunque tampoco gane con mucho. Gibbons entrega la mejor historia y cruza del estilo de Batman y Predator, acompañado por el mejor arte de las 3 entregas, pero no le sobra demasiado.

Dixon gana esta edición del duelo con Moench repetido a lo largo de todo Batman de los 90s (?), entregando el siguiente mejor (menos peor?) crossover con una historia entretenida de a momentos y que usa mejor a Batman y a los Predators y elementos asociados. Moench tiene un Predator principal interesante pero no le pega a nada de lo demás y logra insultar a los fans de Huntress a la vez que intenta quedar bien con una porción del público masculino.

En 3 miniseries y 11 números no llegan a minar del todo las posibilidades del concepto de Batman vs Predator, especialmente si se tienen en cuenta los universos expandidos y se dan escenas como la obvia Joker vs Predators, y/o cualquiera más que pueda funcionar. A cargo de un buen equipo creativo, podría salir algo mejor que las 3 anteriores, y sea así o no, no me va a sorprender cuando más tarde o temprano salga Batman vs Predator 4.